Especialidad | REHABILITACIÓN

En QDR entendemos que la rehabilitación es una especialidad médica que concierne al diagnóstico, evaluación, prevención y tratamiento de la incapacidad, encaminada a facilitar, mantener o devolver el mayor grado de capacidad funcional e independencia posible en personas con el riesgo de desarrollar una discapacidad.

La actividad del medico rehabilitador se centra fundamentalmente en las enfermedades y problemas que afectan a los sistemas musculoesquelético, neurológico, cardíaco-vascular y respiratorio.

Rehabilitación Cardiaca

PROGRAMA
DE REHABILITACIÓN
CARDIACA DIRIGIDO A:

Pacientes con cardiopatías que hayan sufrido un infarto de miocardio.

  • intervenidos de cirugía cardiaca (coronaria o valvular).
  • a los que se les haya sometido a un cateterismo cardiaco. pacientes con angina de pecho de esfuerzo.

Sujetos sanos:

  • con factores de riesgo cardiovascular.
  • familiares de pacientes con actividad arteriosclerosa prematura. en edad media de la vida que inician actividades deportivas.

TRATAMIENTO MULTIDISCIPLINAR

Los Programas de Rehabilitación Cardiaca (PRC) son programas a medio y largo plazo que comprenden: una Evaluación médica, prescripción de Ejercicio físico, modificación de factores de riesgo cardiovasculares, educación y asesoramiento de los pacientes. Estos programas son diseñados para limitar las complicaciones derivadas tanto fisiológicas como psicológicas de las cardiopatías. Las Sociedades Europeas y Americanas de Cardiología consideran seguros y efectivos los PRC y de Prevención secundaria recomendándolos con el máximo nivel de evidencia científica.

¿En qué consiste exactamente el programa de rehabilitación cardiaca?

El PRC se desarrolla normalmente a lo largo de 2- 3 meses. Se inicia con una consulta de estratificación del riesgo de la cardiopatía subyacente. Consiste en la entrevista con un Cardiólogo y en la realización de diversas pruebas diagnósticas, tales como electrocardiograma, ecocardiograma y test de esfuerzo. Tras conocer el riesgo del paciente se diseña un programa de entrenamiento progresivo supervisado y un programa domiciliario. Durante dichas sesiones los pacientes se mantendrán estrechamente vigilados y monitorizados para un riguroso control de sus constantes hemodinamicas. Además se realiza una valoración y terapia psicológica orientada a ayudar a abordar la enfermedad así como a detectar y controlar la depresión o ansiedad. El PRC incluye un programa de prevención secundaria de los factores de riesgo cardiovascular. Interviniendo activamente en el control de la obesidad, hipercoleterolemia, diabetes, hipertesión arterial y el abandono tabáquico. Se impartirán charlas educacionales a pacientes y familiares con el fin de informar a cerca de la cardiopatía subyacente, la importancia del control de los factores de riesgo cardiovascular , la actividad sexual y los aspectos psicológicos. Al final del programa se repetirán de nuevo las pruebas realizadas al inicio para poder objetivar los progresos obtenidos.

Rehabilitación neurológica

La Rehabilitación Neurológica y Cardíaca es la vía más recomendada por las Sociedades Europeas y Americanas de Cardiología y Neurología, por su máximo nivel de evidencia científica y el grado de éxito de los resultados obtenidos.

Cada Programa de Rehabilitación tiene inicialmente una duración de tres meses y un protocolo de funcionamiento que obedece a tres momentos fundamentales: Valoración, Tratamiento y Resultados. Terminado el tratamiento es de vital importancia la reeducación nutricional y de hábitos saludables para paliar los factores de riesgo del paciente.

Tratamientos

respuesta efectiva e inmediata

Nos dirigimos a pacientes que hayan sufrido daños cerebrales graves, además de aquellas personas que por sus factores de riesgo, deseen mejorar su calidad de vida y obtener mayor bienestar.

Nos dedicamos a la rehabilitación neurológica con el principal objetivo de reducir el impacto negativo del trastorno en la vida de quien lo padece y de su entorno más cercano.

Analizamos y atendemos las necesidades de cada caso que estudiamos según sus posibilidades y expectativas. Reaccionamos de forma inmediata, tras la finalización de la crisis aguda del paciente y ponemos a su disposición un programa de rehabilitación multidisciplinar y personalizado, en el que participan tanto la persona afectada como las personas de su entorno más cercano.

PROTOCOLO ICTUS

Cuando un paciente sufre una lesión isquémica o hemorrágica, esta marca una deficiencia en algunas o varias funciones cognitivas o motoras, que si son identificadas en un primer momento y rehabilitadas de manera adecuada pueden dejar secuelas residuales leves. La rehabilitación debe ser iniciada lo más precozmente posible, ya que se considera un período ventana de mejora máximo entre 6 y 12 meses, y a partir de este momento ya hablamos de secuelas. Se recomienda 3 horas diarias para una correcta rehabilitación.

Para ello disponemos de entrenadores personales, fisioterapeutas, psicólogos y neurólogos para cubrir todas las funciones necesarias para corregir tanto las deficiencias motoras, como las físicas.

PROTOCOLO Parkinson

La enfermedad de Parkinson se define por temblor, bradicinesia, rigidez y alteración del equilibrio. El pilar principal de esta enfermedad es la medicación, que actúa muy bien sobre las funciones del temblor, bradicinesia y rigidez, siendo menos efectiva sobre la alteración del equilibrio. Nuestro Protocolo incluye un seguimiento personalizado de la mediación con los ajustes necesarios en cada momento y mediante ejercicios de realidad virtual, trabajar sobre el centro de gravedad del individuo para mejorar el equilibrio. Además, podemos trabajar los aspectos no motores de la enfermedad de Parkinson por parte del departamento de psicología (depresión, alucinaciones visuales…), parte infravalorada en el seguimiento de esta enfermedad.

tratamiento multidisciplinar

Contamos con un equipo de médicos, fisioterapeutas, neuropsicólogos, terapeutas ocupacionales, enfermeros, nutriasesores, logopedas y psicólogos clínicos.

En los centros de QDR trabajamos de forma conjunta con el paciente para que éste pueda reducir sus limitaciones y reincorporarse en la mayor medida posible a su círculo social, cultural, familiar, laboral, en definitiva y vital.

PROTOCOLO Desmielinizante

Es un grupo heterogéneo que consiste en la pérdida de Mielina en diferentes áreas del cerebro que condicionan la pérdida de diferentes funciones cognitivas o motoras según la localización de dicha lesión, por lo que debe ser valorada precozmente y además del tratamiento farmacológico que ha modificado drásticamente la evolución de dichas enfermedades, se debe trabajar con rehabilitación por que en general son pacientes jóvenes y ofrecen una gran plasticidad neuronal. De esta manera intentar que esa primera inflamación que se produce no deje secuelas importantes en el paciente.

PROTOCOLO de envejecimiento sano

Para personas mayores de 65 años, con condición física envidiable, por lo que hemos diseñado una combinación de actividades físicas en el área indoor con tareas cognitivas de rehabilitación virtual y de esta forma trabajar tanto el aspecto físico como el cognitivo de una forma divertida y preventiva.

Rehabilitación Oncológica

Descripción General

La rehabilitación oncológica es un programa que ayuda a las personas con cáncer a mantener y recuperar el bienestar físico y emocional. La rehabilitación oncológica está disponible antes, durante y después del tratamiento oncológico.

En QDR nos hemos preocupado que la rehabilitación oncológica incluya un equipo multidisciplinario de especialistas que trabajan para desarrollar un plan de rehabilitación personal.

Por qué se realiza

La rehabilitación en cáncer es un programa que ayuda a las personas con cáncer a mantener y recuperar su bienestar físico y emocional. Puede ayudar a las personas con cáncer a recuperarse más rápido y por completo del tratamiento oncológico.

TRATAMIENTO

  • Mejorar tu resistencia, fuerza y movilidad.
  • Aumentar tu confianza y autoestima.
  • Lograr que las actividades de la vida diaria y de cuidado personal sean más fáciles.
  • Ayudarte a enfrentar la ansiedad, la angustia y otros problemas emocionales.
  • Reducir la fatiga, el dolor y otros efectos secundarios persistentes.
  • Volver al trabajo.
  • Formular un plan a largo plazo para la supervivencia al cáncer.

 

Abrir chat
¿En que puedo ayudarte?